You are here

APRUEBAN CIUDADANÍAS ‘A MEDIAS’

Apoyada en la mayoría demócrata, la Cámara de Representantes de EU aprobó una iniciativa ley que le ofrecería a más de 2 millones de inmigrantes una oportunidad de naturalizarse como ciudadanos estadounidenses, la cual incluye a los llamados dreamers: aquellos que fueron traídos al país en la infancia.

Aunque la medida prácticamente no tiene oportunidad de ser promulgada como ley ya que el Senado, de mayoría republicana, no la ratificará, expertos políticos consideran que marca un postura sobre las prioridades de la Cámara Baja.

“Es una buena noticia que se haya aprobado, habrá que esperar a que pase en el Senado pero estamos optimistas”, dijo a El Diario Roberto Valadez, activista de Soñando Juntos, una organización local en apoyo a los dreamers.

La votación fue de 237 a 187 para el ‘American Dream and Promise Act 2019’, que otorgaría a los dreamers diez años de residencia legal si cumplen con ciertos requisitos.

Luego recibirían tarjetas de residencia permanentes después de completar al menos dos años de educación superior o servicio militar, o después de trabajar durante tres años.

Esperan que no se dañe a terceros

De acuerdo con Valadez, en El Paso residen alrededor de 4 mil soñadores en espera de una resolución a su estatus migratorio.

“Esperamos que la propuesta pase sin la necesidad de comprometer a otras comunidades, el incremento de seguridad o milicia en la frontera. No podemos afectar a otras personas, no podemos determinar ni creemos que importamos más que los demás”, señaló Valadez.

Verónica Escobar, congresista por el Distrito 16 de Texas, se dirigió a los dreamers como “estadounidenses en todos los sentidos, a excepción de un papel”.

“Forman parte del rico y hermoso tejido de El Paso y los Estados Unidos, y merecen protecciones permanentes para garantizar que continúen contribuyendo a nuestras comunidades y economía”, declaró Escobar.

A fines del 2017 Donald Trump puso fin al programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés), el cual fue otorgado por Barak Obama y les permitió educación y trabajo.

La medida brindaría una claridad esperada a los millones de soñadores que han sido atrapados en un limbo legal en medio de años de maniobras partidistas sobre el tema.

Los demócratas están proponiendo el proyecto de ley, al mismo tiempo que Trump y los republicanos argumentan que se necesita hacer más para remediar la crisis humanitaria en la frontera, lo que subraya que los partidos están abordando el tema de la revisión de la inmigración desde perspectivas marcadamente diferentes.

Optimistas a nivel nacional y local

En 2006 miles de jóvenes soñadores salieron a las calles en Dallas, Los Ángeles, Nueva York y Chicago para exigir un cambio y pedir que su Gobierno los reconozca como totalmente estadounidenses.

“Los movimientos más poderosos en la historia de Estados Unidos comenzaron con los jóvenes”, dijo Joaquín Castro, congresista por Texas y presidente del Comité Hispano del Congreso.

“Esta es la culminación de su trabajo. Quiero agradecer a los dreamers, a los grupos y a los defensores por el arduo trabajo que ha traído la victoria de hoy, así como a los autores del proyecto de ley”, añadió.

Escobar escribió en un comunicado que se siente orgullosa del alivio que esta aprobación en la Cámara trae a más de 2 millones de inmigrantes. “Hago un llamado al Senado para que apruebe la ley de inmediato”, expresó la demócrata. 

Related posts

DEJENOS SU COMENTARIO