EL VIOLÍN MÁS CARO DEL MUNDO

 

El violín es uno de los instrumentos que a cualquier persona relajan con su melodía, y por ello no cualquiera puede fabricarlos ni hacerlos funcionar correctamente; aquí dejamos la historia de los violines más caros.

Los mejores violines del mundo son los de la marca Stradivarius, hechos por Antonio Stradivari, quien nació en el año de 1644 y dedicó toda su vida a perfeccionar la construcción del violín.

Según la revista España Mohar, Stradivari diseñó y fabricó más de mil violines e instrumentos durante su vida, casi 650 de los cuales aún existen en la actualidad. Estos instrumentos son considerados los mejores y son muy apreciados por su calidad de sonido única.

Este inventor de instrumentos, elaboró sus mejores instrumentos de cuerdas desde 1700 hasta 1725. Durante su época dorada, creó violines cuyas cajas de sonido no pueden comprarse. Además, introdujo barniz rojo intenso, bordes negros, bordes anchos y esquinas anchas.

Lipinski 1715 y el Mesías 1716, fueron las mejores obras hechas por este autora, de las cuales el Mesías duró con él hasta el día de su muerte.

En 2011 cierto grupo de científicos de la Universidad de Minnesota gracias al uso de un escáner de tomografía axial, les permitió medir la densidad de la madera, el tamaño y forma, además del grosor de cada elemento, y reveló que pequeñas grietas, agujeros hechos por gusanos y otros defectos le dan un sonido único.

Así también, otro grupo de científicos de Taiwan, descubrieron que lo que hace único a este tipo de violín, es su parentesco con la voz humana.

Sus violines, actualmente valen millones de dólares, sobre todo el Mesías con valor de 20.5 millones.

El Mesías

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *